los vigilantes – esas hélices gigantes que tienen luces pequeñas- nos despedían de la ventosa

ayer en el istmo

la camioneta
blanca
se meciá
de lado a lado
las estrellas
brindaban cierta
tranquilidad
mientras
los vigilantes – esas hélices gigantes que tienen luces pequeñas- que corrían más rápido a cada rodada, nos despedían de la ventosa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s