te quiero caminando a mi costado, te quiero con las manos, te quiero con los ojos, te quiero a mi lado.

a veces te veo y a veces no.

a veces te veo a la distancia sentada en la mecedora jugando con la vida, distante

parece que el olvido llegó a nuestros corazones y las lágrimas corren por el alma. Los recuerdos de noches en el pacífico

amalgaman la falta de comunión.

a veces no quiero entender las cuestiones del amor, los pendientes atiborran el alma.

a veces te veo cerca sentada a mí lado, tomando la mano, apretando y sabiendo que te quiero y que el cariño regresa con tus ojos profundos que voltean.

olvidar todo y hablar como dicen con el corazón.

te quiero a la distancia cuando te imagino en tus caminatas, en tus desayunos, en tus amores, en tus viajes.

te quiero caminando a mi costado, te quiero con las manos, te quiero con los ojos, te quiero a mi lado.

con mis nervios te quiero, con la ignorancia que me sigue de tus que aceres te quiero,

te quiero así,  en las cercanías que decidamos y en las lejanías necesarias ha determinar.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s